10 dic. 2012

bizcocho de claras a la naranja



Cuando hago un bizcocho siempre pienso en el desayuno, y aunque siempre sobra, a lo largo del día los ratoncitos a su paso por la cocina van cogiendo pequeños trocitos y de la que te das cuenta el bizcocho ha volado. Este ha gustado mucho y es perfecto para aprovechar las claras que muchas veces nos van quedando de preparar crema pastelera, helados... Un bizcocho que vi en el blog de Las María Cocinillas, el cual no podeis dejar de visitar, pues Tere hace unas recetas estupendas y bien ricas!! Yo lo he hecho con un pequeño cambio, Tere usa mermelada de mandarina, pero como da la opción de poner zumo de naranja, eso es lo que he usado junto con un poquito de ron.


ingredientes
300 gr de claras o una botellita de claras    pasteurizadas
1 pizca de sal
230 gr de harina
1 sobre de levadura en polvo
105 gr de mantequilla reblandecida
150 gr de zumo de naranja
180 gr de azúcar
la piel de una naranja rallada
15 ml de ron
azúcar glas para decorar

cacao en polvo para decorar



elaboración
Precalentamos el horno a 180 ºC y preparamos el molde, en mi caso he usado un molde de corona de 24 cm, lo engrasamos y lo espolvoreamos con un poco harina, eliminando el exceso de esta, golpeando un poco el molde.
Mezclamos el zumo de naranja con el ron.
Tamizamos la harina junto con la levadura.
Rallamos muy fina la piel de naranja (sin la parte blanca).
Montamos las claras a punto de nieve junto con la sal.









En un bol pequeño batimos con las varillas eléctricas la mantequilla, la ralladura de naranja y el azúcar hasta que la mezcla quede esponjosa. Incorporamos poco a poco el zumo de naranja y el ron. Esta mezcla la pasamos a un bol más grande y con ayuda de una espátula o cuchara de madera incorporamos la harina y levadura, hasta que quede bien mezclada. Por último añadimos las claras montadas y mezclamos con suavidad, con movimientos envolventes.
Vertemos esta masa en el molde y horneamos durante 30 minutos, pero como siempre, el tiempo dependerá de cada horno. Lo sacamos, dejamos reposar 15 minutos, lo desmoldamos y lo dejamos enfriar sobre una rejilla. Espolvoreamos con cacao en polvo y un poco de azúcar glas.






11 comentarios: