19/11/2014

magdalenas de espinacas, jamón y queso


Si buscas una manera de camuflar las espinacas, esta es una opción a tener en cuenta, en tamaño pequeño estas magdalenas son un bocado con el que se sorprende en la mesa, yo las he hecho con espinacas frescas en crudo y con espinacas ligeramente rehogadas con cebolla y de ambas formas quedan bien. Y si no te gusta esta verdura, también las puedes hacer con calabacín y pimiento, con puerro y jamón...


ingredientes
1 huevo tamaño "L"
60 g de aceite de girasol
120 g de leche entera
150 g de harina
una pizca de bicarbonato
1 cucharadita de azúcar
1/2 cucharadita de sal
1/2 cucharadita de levadura química
50 g de queso rallado
100 g de espinacas frescas
30 g de jamón curado o cocido, bien picado
50 g de cebolla (opcional)
un poco de aceite







elaboración

Picamos muy menuda la cebolla y las espinacas. A continuación calentamos un poco de aceite en una sartén y sofreímos la cebolla, cuando esté ligeramente dorada añadimos las espinacas y las rehogamos durante uno o dos minutos. Reservamos. Si elegimos poner las espinacas en crudo este paso nos lo saltamos.



Cascamos el huevo en un bol y lo batimos ligeramente. Añadimos el aceite, la leche y la sal y lo mezclamos todo hasta tener una emulsión homógenea. Con ayuda de una cuchara de madera o espátula incorporamos poco a poco la harina tamizada junto con la levadura y el bicarbonato. Por último, añadimos los trocitos de jamón, las espinacas y el queso rallado (el que más os guste).
Precalentamos el horno a 180 ºC y mientras se calienta metemos la mezcla en la nevera a enfriar.




Ponemos 12 moldes de papel en los huecos de una bandeja para magdalenas o dentro de flaneras, los llenamos con la masa hasta 3/4 partes de su capacidad y los horneamos a 180 ºC alrededor de 25 minutos. Una vez hechas retiramos la bandeja del horno, dejamos reposar las magdalenas 5 minutos dentro del molde, las desmoldamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.





Fuente: blog Yoya's Treat




10/11/2014

bacalao dos salsas, pil-pil y bizkaina



Hoy un plato de bacalao preparado con dos de las salsas más habituales con las que se prepara este pescado,

pil-pil y bizkaina. La primera se hace emulsionando aceite con los jugos que suelta el propio bacalao y la bizkaina, que se hace a base de pimientos choriceros, ...os apetece una pequeña degustación?
Las recetas en los siguientes enlaces: bacalao al pil-pil y bacalao bizkaina.




10/10/2014

canapes variados


Los canapés son pequeños entrantes, rápidos y fáciles de preparar, por lo general compuestos de una delgada rebanada de pan de molde, natural o integral, untada de mantequilla o mahonesa y que podemos recubrir con todo tipo de ingredientes, es cuestión de imaginación. Hay que prepararlos de un tamaño lo bastante pequeño como para que se puedan coger con una mano y poder comerlos como mucho en dos bocados. Hoy he preparado unos canapés de kiwi, otros de queso y membrillo y otros de salchicha.


ingredientes
pan de molde
mahonesa rebajada con leche o nata
kiwi cortado en rodajas finas
pimiento morrón cortado en tiras
anchoas en aceite
queso fresco o queso crema
dulce de membrillo
salchichas frankfurt
mostaza y ketchup
gelatina (opcional)









elaboración

La elaboración no puede ser menos complicada. Si dejamos preparados todos los ingredientes podemos montar los canapés en el último minuto. 
Mezclamos mahonesa con un poco de leche o nata. Cortamos las rebanadas del pan de molde con un corta pastas o cuchillo sacando de cada una 4 trozos con forma circular o cuadrada.

Para los canapés de kiwi, cogemos los panes cortados en círculos, los untamos con la mezcla de mahonesa y leche, encima colocamos una rodaja de kiwi sin que sobresalga del pan, para acabar con unas tiras de pimiento y un trozo de anchoa.





Para los canapés de queso y membrillo, untamos los panes cortados en círculos con mahonesa rebajada en leche, luego colocamos una capa de queso y encima una loncha de membrillo.




Para los canapés de salchicha, untamos el pan con forma cuadrada, lo untamos con la mezcla de mahonesa y leche, encima colocamos un trozo de salchicha (o rodajas) y decoramos con pimiento rojo, 
mostaza y ketchup. Por supuesto ni que decir tiene que estos son los preferidos de mis hijos y claro está, nunca faltan en mis bandejas de canapés.



Si no los vamos a consumir inmediatamente después de su elaboración los podemos abrillantar con gelatina.