17 may. 2011

tulipas de barquillo con fresones y trufas


Hoy dos recetas en una, por una parte las tulipas y por otra las trufas. Las trufas son perfectas para hacerlas con los crios, pues son muy fáciles, los mios se han envalado y las han hecho.

Además las combinamos con fresones ummmmmmm... y con la galleta super crujiente, por lo que quedó un postre riquísimo.


trufas

300 g de chocolate negro
200 g de chocolate con leche
200 ml de nata líquida
cacao en polvo para rebozar


Partimos el chocolate en trocitos y lo ponemos en un bol que metemos un minuto al microondas para que se ablande un poco.

Vertemos la nata en un bol y la calentamos hasta que casi llegue a ebullición, lo retiramos del fuego y la añadimos al chocolate. Removemos con una espatula o con una cuchara de madera hasta que se disuelva por completo, hay que conseguir una masa lisa y homogenea. La dejamos enfriar en la nevera 
hasta que se endurezca, dejarla bien tapada para que la superficie no se reseque.

Ponemos en un plato el cacao en polvo, mejor si es amargo, aunque yo he utilizado cacao azucarado (según gusto de cada cual) y vamos formando las bolitas con ayuda de unas cucharitas, las rebozamos con el cacao haciendolas rodar y las redondeamos con las manos.
Podemos utilizar también fideos de chocolate, azúcar e incluso almendras picadas.



tulipas
125 g de azúcar
125 g de mantequilla
125 g de harina
3 claras de huevo


Precalentamos el horno a 175º C.
Mezclamos en un bol la harina tamizada con el azúcar y la mantequilla muy blanda.
Montamos las claras a punto de nieve y las incorporamos a la mezcla anterior con movimientos envolventes, nos tiene que quedar una masa lisa.

Repartimos la masa con una cuchara en la placa de horno forrada con papel de horno, formando discos. Los horneamos por tandas durante 10 minutos (el tiempo siempre es orientativo) las sacamos e immediatamente las desprendemos con una espatula, las colocamos sobre un vaso invertido y las damos forma con los dedos, con cuidado que queman, hay que hacerlo rápido pues una vez que se enfrian se rompen. 

A la hora de hacerlas hay que tener en cuenta de no hacerlas con mucha antelación pues las tulipas se terminan ablandando, es lo que tiene hacerlas caseritas.




Lavamos bien los fresones sin quitarles el rabo y sin ponerlos a remojo, de esta forma no pierden sabor.
Para presentar el plato en una tulipa he puesto unas pequeñas brochetas con fresones y trufas, 

en otra fresas partidas y regadas con una trufa fundida, en otra trufas y fresones 
y por último fresones rebozados en chocolate fundido.




15 comentarios: