18 mar. 2016

pan de leche sencillo


Un pan tierno y perfecto para preparar bocadillos para el desayuno, el almuerzo o la merienda de toda la familia y si lo horneamos dentro de un molde nos servirá para hacer un fantástico pan de molde con el que preparar sandwiches o unas estupendas tostadas.

ingredientes 
10 g de levadura fresca
350 ml de leche entera
20 g de sirope de arce o miel
250 g de harina floja o de repostería
250 g de harina de fuerza
10 g de sal fina
25 g de mantequilla derretida












elaboración 

Mezclamos en un bol la levadura con la leche y el sirope, añadimos las harinas y la sal y mezclamos hasta formar una masa ligera y pegajosa. A continuación incorporamos la mantequilla y dejamos reposar la masa, bien cubierta, durante 10 minutos. Untamos ligeramente con aceite la mesa o superficie de trabajo, ponemos a ella la masa del bol y amasamos unos 10 segundos, terminamos dando forma de bola a la masa y la dejamos reposar otros 10 minutos, sin olvidarnos de que esté siempre bien tapada. Repetimos el breve amasado y el reposo de los 10 minutos y para terminar, amasamos y dejamos reposar durante 30 minutos.
Para hacer los panecillos dividimos la masa en porciones a nuestro gusto, los mios son de unos 90-100 g, les damos forma de bola y tras un ligero reposo les damos forma.




Colocamos las piezas ya formadas sobre una bandeja de horno cubierta con papel de hornear, las cubrimos con un paño ligeramente humedecido y dejamos que suban hasta que casi doblen su volumen.
Precalentamos en horno a 210 ºC. Pincelamos los panes con un poco de leche,
e introducimos la bandeja en el horno, bajamos la temperatura a 200 ºC y los cocemos durante 15 minutos o hasta que estén dorados. El tiempo dependerá del tamaño que demos a las piezas. Una vez listos los sacamos del horno y los dejamos enfriar sobre una rejilla.



Fuente: del libro "Pan hecho a mano" de Dan Lepard.

No hay comentarios: