20 ago. 2013

congelar vainas


Las vainas es otra de las hortalizas que se recogen en la huerta de casa, es una delicia consumirlas recién cogidas, pero llega un momento en el que la producción es tal, que no se da abasto a consumirlas frescas, por lo que hay que conservarlas para tener el resto del año. En casa se congelan tanto las vainas planas como la redondilla o francesa, eso sí después de un escaldado.









elaboración
Limpiamos las vainas, las quitamos las puntas y las troceamos.
Ponemos a calentar en una cazuela abundante agua y en cuanto hierva echamos las vainas, mejor no poner demasiadas a la vez, así el agua hervirá de nuevo antes, y en el momento que lo haga contamos un par de minutos. Pasado este tiempo se pasan a un recipiente con agua bien fría para detener la cocción, las escurrimos y las dejamos secar bien extendidas sobre un paño de cocina. Una vez secas, las introducimos en bolsas, y las metemos en el congelador.
A la hora de consumirlas no se descongelan.








No hay comentarios: