28 sept. 2015

bonito rebozado con tomate


El bonito es un pescado azul, que llega con el verano y es protagonista de un sin fin de platos, marmitako, al horno, encebollado, con tomate, con arroz, con pisto, en piperrada... Su carne es muy jugosa y sabrosa, siempre y cuando evitemos cocinarla en exceso, necesita un tiempo de cocinado muy corto, podemos decir que ese es el talón de Aquiles del bonito, el tiempo de cocinado, si nos pasamos echamos al traste el plato.


ingredientes
bonito, sin piel y sin espinas
salsa de tomate casera
harina y huevo para rebozar
aceite, sal y perejil picado















elaboración
Cortamos el bonito en trozos de unos 2 cm de grosor, con o sin sangacho (parte negra). Sazonamos los trozos, los pasamos por harina y huevos batido y los freímos brevemente por ambos lados en una sartén con un buen chorro de aceite de oliva. Retiramos el pescado a un plato para que escurra el aceite.

Ponemos en el fondo de una cazuela baja y ancha la salsa de tomate que tenemos hecha y, sobre ella, colocamos el bonito rebozado. Dejamos cocer todo a fuego lento unos 5 minutos... y a disfrutar. On egin!!!

El bonito se puede sustituir por atún, ambas especies se pueden emplear en las mismas recetas.






No hay comentarios: